jueves, 18 de agosto de 2016

Parque Nacional o Parque temático?


"Pronto llegaremos a las Islas Cíes
hermosas que  se ganaron el apelativo de
“ Islas de los dioses”
porque cautivaron  a todos
cuantos las visitaron..."


Ann Louise Gordon Stewards
(La isla de los dioses, 2005)







Parque Nacional marítimo - terrestre de las Islas Atlánticas, Galícia

El valor natural de las Islas Cies ha estado históricamente  muy presente en las diferentes civilizaciones, que han pasado por la península y prueba de su importancia/uso, son las denominaciones con las que se les ha conocido, a lo largo de la historia:
  • Plinio el viejo (23-79 a.C) en su libro Naturae Historiarum, hace referencia a las tierras del noroeste de la hispánia.
  • Desde la edad media hasta el S.XVII-XVIII, aparecen en las cartas náuticas como las Islas de Bayona.
  • Islas Sias  en gallego significa: secas, estériles, desoladas. En el S.XIX pasan a llamarse Islas Cies, castellanizadas.
  • También han sido conocidas como Islas de los Dioses.
  • Desde 2002 y a fecha de hoy, es el único Parque Nacional marítimo terrestre que dispone España

Laguna dos Nenos
Playa de Rodas

Están compuestas por tres islas: Monteagudo, Faro y San Martiño, conectadas por una barrera arenosa de 1200m, que constituye su playa más famosa; La playa de Rodas




En Vigo podéis encontrar el ferry que realiza el trayecto  desde la ría a las islas y viceversa. El acceso al barco es imposible para P.M.R. ya que no dispone de rampa para subir a bordo. Debo decir que la tripulación lo hizo posible al cogerme en brazos y embarcar. El tiempo de navegación es de una hora aproximadamente,  y nada más salir de la bocana del puerto pudimos avistar delfines mulares.

En el transcurso de la jornada, nos quedamos sorprendidas por la gran afluencia de visitantes y del ir y venir de otros ferrys. Todos los turistas preparados con el kit playero -nevera incluida- para tomar posiciones en la playa de Rodas. Comprensible,  al fin y al cabo el National Geografic la ha catalogado, como una de las 10 mejores del mundo. Por si eso fuera poco en 2007 fue elegida cómo la mejor según el periódico británico The Guardian.

Al desembarcar nos dirigimos al punto de información con Paloma, compañera naturalista que ya ha aparecido en el blog anteriormente. Ahí preguntamos por las facilidades que el parque ofrece a personas con movilidad reducida, sendas e itinerarios accesibles. En el punto de información, disponen de muletas anfibias y una silla de ruedas Al ver la llegada de más y más visitantes, preguntamos por la gestión sostenible y la explotación turística del parque. Según el centro de visitantes el parque tiene una capacidad de carga de 2200 visitantes diarios, algunos de los cuales pernoctan en el camping. 















2.200 personas diarias! Aún así, Paloma y yo pensamos que al alejarnos y llegar a los observatorios de aves dejaríamos atrás la romería de bañistas y los alaridos del gentío que tan poco gustan a la fauna. Seguro que durante el camino conoceríamos a personas, que como nosotras buscaba el conocer de primera mano los ecosistemas del lugar y animales del parque.



En azul el Track accesible a PMRs
Perfil de elevación itinerario accesible a PMRs

Señaléctica del parque nacional
















En  el punto de partida de las sendas e itinerarios se observa la indicación que informa que vamos a circular por un parque nacional. 
También observamos las no-indicaciones, de acceso a la playa/sendas para PMRs. 

Para nuestro disgusto, en el centro de visitantes nos informaron que los hides no eran accesibles. Por tanto seria casi imposible ver aves en su hábitat. En cuanto a los itinerarios solo podíamos recorrer 800 m. del track nº1.  Este era el único itinerario que podíamos hacer en silla.  Pese a las malas noticias y evidentes limitaciones pensamos, ¡una piedra no estropea el camino, el camino se hace andando! y nos pusimos a ello, decididas a descubrir hasta donde podíamos llegar para poder compartir con vosotros, nuestra experiencia y enseñaros ese pedacito del Atlántico.



El track que se puede realizar en silla dispone de unos 400m hábiles de pista forestal bien pavimentada, a partir de esa distancia el firme se reduce y el ancho de vía es de una unos 40-50cm, lo que dificulta nuestra conducción con silla manual, con silla eléctrica no hay suficiente ancho. En ese tramo el pavimento se va rompiendo hasta que acaba desapareciendo e integrándose en un camino de tierra. ¿Y el mantenimiento?




Efectivamente durante el recorrido constatamos que acceder al agua, resultaba muy complicado, -sino imposible- con silla manual, y totalmente inaccesible con silla eléctrica, por la falta de pasarelas y entarimados que no eran completos, lo que hacia imposible poder acceder a la zona de playa desde las sendas. Recordemos que estas pasarelas ayudan no sólo a personas con sillas de ruedas, sino a las madres con los "carritos porta-bebés", personas con muletas, y ancianos con bastones y/o andadores.

Durante el camino se puede disfrutar de la imagen de aguas cristalinas, de la presencia de aves marinas y de la vegetación, en la que destaca: el eucalipto, el pino y las acacias. En los acantilados de las islas, la vegetación predominante en las zonas altas son  los tojos. Un factor que influye en el tipo de flora, son las colonias de aves marinas, sobretodo de gaviota patiamarilla, que incide en la presencia de vegetación nitrófila (que crece en suelos ricos en nitrógeno), como el heno blanco, la angélica y la ortiga. 





Colonia de gaviota patiamarilla

La información de la web del parque dice lo siguiente:




Elegir la fecha para visitar los parques nacionales es muy importante. En nuestro caso Julio no fue el mejor mes para visitar Islas Cies, debido a la gran afluencia de turistas y la elevada temperatura.


Pese a las dificultades del lugar, la visita  nos mereció la pena, y repetiremos en otra fecha menos turística, con lo ya aprendido y anotado porque la información sobre el parque, que consultamos con anterioridad no es del todo real:












Esta situación me ha llevado a revisar la definición de uso público en los espacios naturales protegidos:


 << Según Europarc-España 2005, uso público es: conjunto de programas y servicios, actividades y equipamientos que, independientemente de quien los gestione, deben ser provistos por la administración del espacio protegido con la finalidad de acercar a los visitantes a los valores naturales y culturales de este, de una forma ordenada segura y que garantice la comprensión y el aprecio a través de la información, la educación y la interpretación del patrimonio. >>

El uso y disfrute de los parques nacionales, ha de ser compatible con el principal objetivo con el que fueron creados, su conservación, lo que, a posteriori de la visita al parque hace que me pregunte:


¿Protegemos nuestros espacios naturales para rentabilizarlos a costa de todo?, a caso en este siglo XXI ¿hemos de rentabilizar cada metro del planeta para poder conservar sus ecosistemas y fauna?, ¿no hay otra forma de proteger?.



Agradecimientos:
Al Personal de la oficina del parque nacional Islas Atlánticas por su amabilidad e información proporcionada.
Al personal de la naviera que me subió al barco "a pulso".
A P. López, colega de profesión y compañera naturalista.

Bibliografía


http://www.magrama.gob.es/es/red-parques-nacionales/nuestros-parques/islas-atlanticas
http://www.galicia-meiga.com/las-leyendas-y-mitos-de-las-islas-cies-i/
http://elhacedordesuenos.blogspot.com.es/2013/08/la-ria-de-vigo-mar-de-las-cantigas.html
http://ferruxo.blogspot.com.es/2008/10/los-nombres-de-las-islas-ces.html
Obra de Rosalia de Castro

domingo, 29 de mayo de 2016

Sierra de Madrid; En busca de los Neandertales



"Oh sí, Llevad amigos,

su cuerpo a la montaña
a los azules montes
del ancho Guadarrama.
Allí hay barrancos hondos
de pinos verdes donde el viento canta."
Antonio Machado, elegía a la muerte de
D. Giner de los Rios, 
fundador de la Institución 
Libre de la Enseñanza (ILE), 1883



De nuevo nos encontramos en el municipio de Rascafría. Desde allí, de buena mañana iniciamos el itinerario a través del camino natural, situado en el Valle del Paular, a los pies del impresionante Parque Nacional Sierra de Guadarrama, (Madrid).  Muy recomendable, por no decir visita obligada al centro de Educación Ambiental en el Puente del Perdón, donde se puede conocer de mano de los profesionales del centro las riquezas paisajísticas, etnográficas y botánicas del Valle de Lozoya. En el centro se pueden ver maquetas, proporcionan los mapas, guías y se muestran útiles del campo y enseres del día a día rural.


Antes de lanzarse a pedalear por la ruta, siempre es recomendable dedicar unos minutos a entender el mapa y planificar, así como consultar la previsión meteorológica. Tuvimos la fortuna de tener un guía local de excepción; Dani, el alma de la Asociación Roble Moreno , nos ayudó a preparar el itinerario, planificar los tiempos/distancia  y nos recomendó distintos lugares interesantes para realizar paradas y observar los recursos que el entorno ofrece al visitante.


Itinerario y perfil altimétrico del Camino Natural desde Rascafría por el camino de los cementerios hasta el Yacimiento de los Neandertales


En las imágenes podéis ver el recorrido de 7 Km, a través del camino natural del Valle de Lozoya. Se establece la salida en el Puente del Perdón y llegada al Yacimiento arqueológico "El Valle de los Neandertales". El track transcurre por una pista forestal de tierra batida, antigua vía pecuaria que los lugareños utilizaban para transportar al ganado de pueblo a pueblo, actividad que aun hoy se mantiene y que podremos ver, durante nuestra travesía pastando dentro sus cercados.


Atravesaremos una alameda con enormes ejemplares que flanquean la pista, un agradable paseo aderezado con el canto de las aves y la fresca brisa de la sierra de Guadarrama, con las cumbres aún nevadas. A la altura de Rascafria nos desviamos a Los Grifos a través del camino de los cementerios.




















Seguimos por la pista y nos encontramos los primeros obstáculos fruto de las intensas lluvias y nevadas durante el invierno: si no hay un correcto mantenimiento se forman regueros, el firme no es uniforme y hay piedras sueltas. Circular con las sillas o handbikes resulta incómodo y complicado, afortunadamente al llegar al municipio de la Alameda del Valle el camino estaba en buen estado, y pudimos disfrutar mejor del paraje.

En el municipio de la Alameda del Valle descansamos para reponer energías, hidratarnos y disfrutar de la vista de las cigüeñas , en sus nidos que construyen en la copa de los árboles, aprovechando la estructura que ofrece la poda trasmoche



Tras el descanso y el deleite con tan impresionantes y simpáticos animales, seguimos el camino hacia el municipio de Pinilla del Valle, desde donde accederemos al Valle de los Neandertales. 


Atravesaremos el embalse de Pinilla del Valle, este gigantesco "lago artificial" que se construyó tras la sequía, que sufrieron los madrileños en el año 1964. Está ubicado en la cabecera del río Lozoya y forma parte de la red del Canal de Isabel II, se inauguró en 1967 y supuso que se inundasen casi la totalidad de las tierras cultivables del municipio de Pinilla del Valle.




Siguiendo por la pista, cruzando el puente y bordeando el inicio del embalse alcanzaremos el Valle de los Neandertales Web oficial.El paisaje es estupendo, la vista desde el Valle también, pero por desgracia no es accesible para usuarios de silla de ruedas, fruto de la propia orografia del terreno,pese a este inconveniente, fue una experiencia estupenda.






Por fortuna había llegado un grupo, que tenia reservada una visita con los técnicos del yacimiento, -gratuitas previa cita-, 
El grupo estaba siguiendo el recorrido con los guías y profesionales que se ocupan del lugar.
Desde luego, nosotros no no lo pensamos y pegamos rueda al grupo al inicio de la explicación y pudimos conocer la forma de subsistir de los neandertales hace miles de años.


Así pudimos averiguar, diversas curiosidades de las costumbres de vida del Homo Neanderthalensis. Por ejemplo ese yacimiento es contemporáneo de los neandertales de Atapuerca, por lo que resulta extremadamente interesante cruzar los datos, resultados y rasgos comunes entre ambos. De hecho la dirección y el equipo de arqueólogos son los mismos en ambos yacimientos. Estos y otros datos de interés    la paleontología se van descifrando, como la evolución del clima, la flora y la fauna que hace más de 200.000 años, poblaban estas tierras de la sierra Madrileña.

Sin duda una experiencia muy interesante que recomiendo a todas las personas, así que ya sabéis amigos; 
Salud, Naturaleza y a Rodar!!!  

Web de interés

https://ceapuente.wordpress.com/
http://www.roblemoreno.es/
http://www.elvalledelosneandertales.com/

miércoles, 6 de abril de 2016

Sierra de Madrid; Intrigas palaciegas y rutas accesibles

                                                                                                                                             
Rodeado de frondosos y altos montes
se extiende un valle, que de mil delicias
con sabia mano tornó Naturaleza.
Pártele en dos mitades, despeñado
de las vecinas rocas, el Lozoya,
por sus truchas famoso dulces aguas.
Del claro río sobre el verde margen
crecen frondosos álamos, que al cielo,
ya erguido, alzan las plateadas copas,
o ya, sobre las aguas encorvados, 
en mil figuras miran con asombro,
con mil figuras, miran con asombra 
su forma en los cristales retratada

Don Melchor Gaspar de Jovellanos (1744-1811)
                                                                                                 
Coincidiendo con las vacaciones de Semana Santa y para celebrar que es primavera, el pasado mes de marzo aproveche para hacer escapada natural a descubrir un paraje nuevo. Se encuentra a escasos 90 Km de Madrid dirección Norte, entre las sierras de Navacerrada y Guadarrama.

El Valle del Paular guarda muchos secretos, entre los que destacaré el itinerario accesible y que además gran parte está adaptado a invidentes, un rincón en un marco incomparable como es el Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama

El Camino del Paular, recorrido por el valle que cuenta con la presencia constante del río Lozoya, nos ofrece una gran riqueza faunística, entre las que destacan especies ripárias como: la trucha común (Salmo trutta fario) en las zonas de cabecera, el barbo común (Luciobarbus bocagei), el calandino (Squalius alburnoides), el cacho (Leuciscus idus) y la lamprehuela (Cobitis calderoni), todas ellas especies endémicas de la península ibérica. 
Ojo! No dejéis de mirar al cielo, pues en estos lares hay una numerosa colonias de buitre negro (Aegypius monachus) y de buitre leonado (Gyps fulvus). 

Se inicia la ruta desde el municipio de Rascafría, descendiendo por la calle de San Sebastián que va paralela a la M-604. Al atravesar la urbanización del Valle del Paular se inicia ruta. Este recorrido consta de 4 agradables Km sobre suelo cimentado y tierra batida, donde se alternan los cambios de relieve para indicar los puntos donde detenerse a contemplar, escuchar, oler, etc... y leer las explicaciones sobre los aspectos naturales importantes del valle que estamos recorriendo.




Al iniciar la ruta contemplaremos una alameda, árboles de grueso tronco y de porte singular, debido a la poda. Esta técnica es conocida como el trasmoche o desmoche, esta manera de podar está muy ligada a la cultura rural del lugar. Consiste en cortar a cierta altura la mayor parte de la copa. Este "ramón o fresniza" se utilizaba como forraje para el ganado y para leña.


Pasando la alameda se inicia el tramo adaptado para invidentes. La señaléctica y los cambios en el pavimento, indican los puntos para detenerse a interpretar el entorno que estamos visitando. 


Durante todo el trayecto se circula paralelo al río Lozoya, al paseo se le ha dotado de voladuras sobre el caudal del río, para observar, quizá con suerte y paciencia se podría ver alguna nutria, que las hay en la zona.



 La mineralogía es otro aspecto interesante del lugar, prueba de ello es el panel didáctico, adaptado con lectura en braille, donde se exponen los diferentes materiales minerales de los que se compone el valle. El tramo adaptado a invidentes finaliza en el centro de visitantes , pero antes de entrar en este espacio, hay una visita obligada que es el Monasterio de Santa María del Paular, cuya historia no deja indiferente, así como su arquitectura y el claustro.



Historia del Monasterio del Paular, la huella de los Trastámara

Junto al monasterio está el palacio de los Trastámaras, anteriormente fue un Parador Nacional, y hoy día es un hotel pendiente de reapertura. El monasterio fue construido por orden de Don Enrique, quien sufria de pesadillas nocturnas por haber quemado una cartuja, según cuenta la leyenda.
Su construcción no fue empresa fácil y hasta la época de Juan II de Castilla no existen datos de la iniciación de la obra.
En un documento de 1390 en Valladolid, se  indica que su bisabuelo el rey Don Enrique, había encargado la construcción de un monasterio de la Orden Cartuxa que durante su reinado mando quemar.
En 1390 se decide la ubicación y se inician las obras.
El monasterio siempre gozó de privilegios ya que les pertenecia todo aquello que les rodeaba. Los Cartuxos mantuvieron a lo largo de la historia muy buena relación con los diferentes monarcas.


En las proximidades del monasterio se encuentra “El prado de la Reina”, denominado así ya que, el rey Enrique IV eligió ese lugar para desheredar a su hermana Isabel y declarar heredera de la corona de Castilla a su hija Juana, conocida como "La Beltraneja", quién finalmente no ocupó el trono.

Más tarde, cuentan los cronistas, que el emperador Carlos I de España y V de Alemania, al vencer en una de sus batallas exclamo “Están rezando mis cartujos de El Paular!”.
Actualmente lo habitan monjes benedictinos, debido a que tras visitar Franco el monasterio de Monserrat, decidió que quería algo parecido en Madrid y dado que el monasterio estaba deshabitado ofreció el santo lugar a una comunidad benedictina de La Rioja, los cuales aceptaron y habitan hasta fecha de hoy, tras sus muros. Además sus monjes hacen las misas con cante gregoriano, lo que imprime un carácter único al monasterio.


Tras la visita , continuamos el camino para entrar al centro de visitantes, este es un lugar perfecto para recabar información sobre el valle, su forma de vida, y los diferentes recorridos que lo cruzan. Destacaré la colección de frutales, todas ellas endémicas del valle,  especies recuperadas de la zona para disponer de un pequeño banco de germoplasma de las variedades antiguas de la zona.

Tras la parada obligatoria al centro de visitantes, continua el track. Se atraviesa el Puente del perdón, para cruzar el río Lozoya, esta construcción data de mediados del Siglo XVIII.


El puente fue construido para que los monjes pudieran acceder a la fábrica de papel que se sitúa en la finca de los batanes (en ruinas), de donde se cuenta que salió el papel para la primera impresión en 1605 del ingenioso hidalgo D. Quijote de la Mancha.
El nombre del puente procede de una leyenda local, según la cual la sentencias del reo se revisaban en dicho lugar, antes de que los alguaciles lo dirigiesen a la horca  en caso de ser declarados como culpables.


Tras cruzar el puente hay una verja de hierro para atravesar y descender hasta una maravillosa alameda. Seguimos la senda de tierra batida que circula por el centro de los árboles y regresaremos de nuevo al municipio de Rascafría.
Finaliza aquí este itinerario, histórico, biodiverso, etnográfico un lugar para aprender, descansar y disfrutar, además está a escasos 100 kilómetros de la capital Madrileña.

Planazo rodante!
  
Enlaces de interés:
Centro de visitantes del Paular
Paseos con Joelette
Parque nacional Sierra de Guadarrama


Bibliografía:
Rascafría, mi pueblo. Juan Sanz Iglesias, Ed. Exlibris Ediciones, S.L.




martes, 16 de febrero de 2016

Humedales, gota fría y el cambio climático.

Acceso al Racó de l´Olla, Albufera de Valencia

Olvidamos que el ciclo del agua y 
el ciclo de la vida son uno mismo.
Jacques Y. Cousteau
"Humedales para nuestro futuro:
Medios de vida sostenibles"
Convención Ramsar, 2016 








Es increíble, pero ya ha pasado más de un año desde que iniciamos la aventura de naturalmente rodando, estamos en Febrero de 2016, y nuevamente hemos celebrado el... #DiaMundialHumedales 

¿Por qué son importantes los humedales en nuestras vidas?
Según el documento de la Estrategia Ramsar 2016 - 2020, "Los  humedales son vitales para la supervivencia humana. Son uno de los entornos más productivos del mundo, cunas de diversidad biológica y fuentes de agua y productividad". 

Laguna del Racó de l´Olla, Albufera de Valencia

¡Cuidado! Nuestros humedales están en peligro; según datos del Instituto Geológico y Minero de España, en el informe "Impactos físicos previsibles del cambio climático sobre los lagos y humedales españoles" dice: desde la segunda mitad del siglo XX se está produciendo la subida media del mar anual, lo cual está afectando a la termoclima, así mismo indica que se debe prestar especial atención a estos problemas, creando una red meteolimnimétrica, de cantidad y calidad para analizar la problemática para poder acometer acciones preventivas que permitan la conservación de estos espacios naturales. 

Su conservación es de vital importancia para poder contener el cambio climático. Los humedales almacenan hasta el 40% del carbono terrestre y las turberas el 25%, además de ser un refugio de biodiversad, Ramsar 2002. En 1997 Karas en el informe que redacta para Greenpeace señaló que si la temperatura aumenta de 3 a 4º C. podrían desaparecer el 90% de los humedales del sur de Europa, problema que preocupa al mundo




Al aumentar la temperatura se incrementa la evaporación del agua de los humedales, efecto que junto con la falta de lluvia, acelerará la desaparición de estos.  La gráfica muestra la predicción de la tasa en % de evaporación de los principales ríos españoles

Como consecuencia de la pérdida de humedales se pueden intercambiar los efectos climáticos, es decir que los periodos de lluvias se conviertan en rarezas y los de sequía pasen a ser la tónica habitual. Podemos afirmar que ya nos encontramos inmersos en este paradigma ya que 2015 ha concluido como el año más caluroso y seco desde que se tienen datos en España. 

En 2008 el científico, climatólogo, español Millán Millán Muñoz concedió una entrevista al diario "El Mundo". En esta explicaba como afectará el cambio climático en el área del mediterráneo, y esta fue su previsión:

"Inundaciones y sequías, eventos extremos muy intensos intercalados con periodos de muy pocas precipitaciones"

Así mismo aseguraba que en la comisión europea preocupaba especialmente el problema, de perdidas de las tormentas que habían desaparecido de las montañas de la cuenca del mediterráneo que se producían en verano a principios de los 80, es por ello que la comisión le encarga una serie de estudios para determinar las causas del fenómeno. 
De dichos estudios se estableció que: 

"Los cambios de uso del suelo a los que se había sometido la cuenca mediterránea, en los últimos años del pasado siglo XX tienen una relación directa, con la perdidas de las tormentas en el interior y en la transferencia de ese vapor de agua, que debería haber precipitado en la cuenca. Este vapor de agua se estaba trasladando a otras zonas europeas provocando grandes inundaciones, como las que se sufrieron el verano del 2008 en el centro y este de Europa".

¿Que podemos hacer? Si mantenemos espacios lacustres, como El Racó de l´Olla (Valencia), el Tancat de la Pipa (Valencia), la reserva de Riet Vell en el Delta de l´Ebre (Tarragona), el Parque Nacional de las Tablas de Daimiel (Ciudad Real), el Parque Nacional de Doñana (Huelva) y muchos otros sistemas lacustres protegidos, con buena salud y nutridos de agua de buena calidad, impidiendo y denunciando vertidos, podemos revertir o mitigar los efectos del cambio climático, que depara para los países del sur de Europa, un futuro muy seco, caluroso que se dirige directamente a la aridez del temido desierto.

En Valencia, tenemos el privilegio de tener un humedal a escasos 15 km del centro urbano, os invito a visitar un espacio muy especial y pedagógico; Se trata del centro de interpretación del Racó de l´Olla, situado en el corazón del Parque Natural de la Albufera (Valencia).




Este itinerario marcado y con abundante información en ruta cuenta con una serie de senderos de unos 800m. accesibles, donde el entarimado y la tierra batida se intercalan en una paseo rico para nuestros sentidos, para alcanzar finalmente el hide con vistas a la laguna, donde poder detenernos para disfrutar de la observación de las aves que en cada estación visitan el lugar. 
Este es uno de los espacios naturales por los que siento un especial cariño, aunque reconozco que para los usuarios de silla de ruedas no es muy cómodo


Para poder observar las aves con recursos ópticos, las ventanas no están dispuestas a la altura adecuada para observar de manera cómoda. Aún así recomiendo esta lugar a toda personas que venga a visitar la ciudad de Valencia y como no, a todos los residentes de la Terreta.

Animaros y disfrutad de los espacios naturales.Salud y naturaleza!




 Palabras clave: 
#CambioClimático, #Humedales, #EstrategiaRamsar2016, #Termoclina, #Turberas #Meteolimnimétrica

Enlaces de interés: